Aceptar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

La tarjeta ciudadana de Gijón conquista Europa

Votos

(Total de votos recibidos 578)

(Puntuación 3,00)

Tarjeta ciudadana
Nuestra tarjeta ciudadana ha sido elegida por la Red Eurocities como uno de los casos de estudio que incluirá en sus publicaciones y boletines durante este mes de mayo.
No cabe duda de que, desde su implantación, en el año 2002, esta tarjeta ha supuesto un gran esfuerzo municipal por lograr que su uso llegue al máximo de la población posible (en la actualidad alcanza ya al 80% de ella), además de seguir implementando, día a día, los servicios a los que los ciudadanos pueden acceder simplemente por tenerla; pero tambien ha supuesto un enorme éxito y un gran cambio en la forma en la que la población hace uso de los mismos.

Con un millón de usos mensuales, está totalmente arraigada en la vida diaria de los gijoneses, que acceden, desde un solo dispositivo, a toda una serie de servicios tan dispares como alquiler de libros en la biblioteca pública, pago de autobuses o tarifas deportivas, reservas de lugares, uso de bicicletas municipales, de lavabos públicos... y sigue incluyéndose periódicamente, más usos y trámites que se pueden gestionar con ella.

Pero no sólo se generan beneficios físicos para los ciudadanos, si no también para la ciudad y el medio ambiente. Un ejemplo de ello lo tenemos en el acceso restringido al casco antiguo de Cimadevilla, donde, en cierta franja horaria, sólo los residentes poseedores de esta tarjeta, pueden circular, lo que redunda en una mejora en el tráfico y una disminución del impacto de los vehículos en esta zona histórica.

Otro beneficio relacionado directamente con la eficiencia y la mejora del tráfico viene dada por el mayoritario uso de la tarjeta como medio de pago en los autobuses municipales. Al no tener que detenerse en devolver el cambio, los conductores consiguen reducir el tiempo de recorrido de las líneas, mejorando así la circulación en la ciudad.

Destacar también la facilidad de realizar trámites administrativos con ella desde cualquier cajero ciudadano, e incluso desde tu propia casa, con los consiguientes ahorros en tiempo para los ciudadanos y ayudando al propio Consistorio a conocerlos mejor, y así poder adecuar mejor las políticas municipales a sus necesidades.

El futuro de los servicios a implementar, pasa por la integración de tecnologías NFC, de forma que la tarjeta pueda ser usada y recargada vía smartphone o tablet, además de trabajar junto con otras ciudades para desarrollar sistemas de formas de pago del transporte público interoperables en cualquiera de ellas.

Mientras tanto, y dando un paso más en la dirección de convertir a Gijón en smart city, se planea poner en marcha la inclusión del acceso a puntos de recarga de vehículos eléctricos, instalados en diversos puntos de la ciudad.

La Red EUROCITIES, creada en 1986, es la red de grandes ciudades europeas que reúne a los gobiernos locales de 134 ciudades pertenencientes a más de 30 países europeos o asociados. EUROCITIES influye y trabaja con las instituciones de la Unión Europea para responder a los problemas comunes que afectan a la vida cotidiana de las ciudades y colaborar estrechamente con ellas. Para ello, basa su trabajo en el intercambio de prácticas y experiencias entre las ciudades socias y ejerce su influencia en las políticas comunitarias a través del Parlamento Europeo y el Comité de las Regiones.